Test drive

Manejamos el nuevo Ford Ka+

Lanzado en México con nombre Figo y procedencia de la india, es el mismo vehñiculo que llegará a Argentina como Ford Ka sedán.

Manejamos el nuevo Ford Ka+

Anunciado en el Salón de Buenos Aires 2015 y con anuncio de llegada al país en 2016, el nuevo Ford Ka es un producto global que se produce en diversos países, uno de ellos India, desde donde llega a mercados como el de México, donde tuvimos oportunidad de manejarlo en exclusiva.

Bautizado Figo en las tierras aztecas, el cambio de nombre no es tan extraño ya que el pequeño Ford ha mutado sumando dos puertas en sus carrocerías hatchback y a la inédita sedán y creciendo a tal punto que se puede ver como un reemplazo del Fiesta One que en varios mercados del planeta fue conocido como Figo.

Estéticamente, el nuevo Ford Ka o Figo ofrece un diseño muy parecido a los Fiesta Kinetic y Focus, principalmente en el frontal. La parte posterior presenta rasgos parecidos a los de sus hermanos mayores, pero en el caso de la versión de cinco puertas nadie podrá negar que existe cierto parecido con el Serie 1 de BMW.

Para tener una clara idea del tamaño del nuevo Ford Ka podemos decir que es 160 mm más corto que el Fiesta, hablando en ambos casos de la versión sedán, mientras que en altura lo supera en 52 mm, lo que le permite ser uno de los modelos más altos del segmento, sobre todo para los pasajeros de la fila trasera. Además del sobresaliente espacio interior que ofrece para ser un compacto, el nuevo Ford Ka sedán cuenta con un baúl de 445 litros, esto es 83 litros más que su hermano mayor el Fiesta Kinetic.

Si bien los plásticos de la cabina están debidamente ensamblados, la percepción de calidad mejora en las versiones que incluyen negro piano en ciertas partes del tablero y volante. Otro detalle que encontramos en este primer contacto es que el confort que ofrecen los asientos podría ser mejor, esta situación se nota más cuando se realizan viajes largos como el que pudimos experimentar.

Durante nuestro primer acercamiento con el nuevo Ford Ka pudimos manejar cerca de 600 kilómetros. En este trayecto constatamos que, si bien el auto está pensado más para un manejo urbano, los 105 CV provenientes del cuatro cilindros de 1.5 litros son suficientes para hacer una ruta larga. También pudimos comprobar su destacado consumo rutero de 6.5L/100 km (o 15.3 km/L).

Además de este contacto de largo kilometraje realizado en México, en Autocosmos también manejamos al nuevo Ford Ka en Brasil, es decir el modelo que finalmente llegará a Argentina en algún momento de 2016.

Luis Hernández recomienda

¿Qué opinás? Contanos