logo autocosmos Vendé tu auto
Novedades

¿Cómo trabajan las barras estabilizadoras?

Te decimos su función principal.

¿Cómo trabajan las barras estabilizadoras?

Las barras estabilizadoras o antirrolido son parte del sistema de suspensión de un auto. Su propósito principal es tratar de que un vehículo se mantenga “equilibrado” o que no se incline en un giro brusco.

 

Pensá un poco en lo qué le pasa a un auto en una vuelta repentina. Si estuvieras adentro, sabás que tu cuerpo sería empujado hacia afuera del viraje. Lo mismo pasa con un auto, una parte del vehículo se inclina hacia abajo mientras que la otra se levanta. En otras palabras, el cuerpo de la unidad se balancea 10, 20 o 30 grados hacia afuera del giro

 

Sin sonar exagerados, el balanceo llega a ser algo malo, ya que tiende a poner más peso en las ruedas exteriores -si la vuelta repentina fuera a la izquierda serían las que están de lado derecho- y menos carga en las gomas interiores, reduciendo así la tracción además de alterar también la dirección.  Sin embargo, ¿qué harías para mantener el cuerpo del auto equilibrado o plano en un giro, para que el peso se mantenga distribuido equitativamente en las cuatro ruedas?

 

Para responder a esa pregunta  se coloca una barra de acero, la cual va anclada a cada extremo de las supención (izquierdo y derecho) y en dos puntos a la carrocería (lo más cerca posible de los extremos), esto otorgará estabilidad al transmitir el balanceo -que se genera en un giro brusco o al tomar una curva- de un lado hacia el otro. Esta transferencia de peso permitirá también una mejor adherencia.

 

Si estás pensando que entonces colocar barras estabilizadoras más gruesas sería la solución ideal, lamentamos comunicarte que no es tan simple. En primer caso, lestas barras unen ambos lados de la suspensión, por lo tanto cuanto más duras sean, más independencia quitan a un lado respecto del otro. Además, las barras antirrolido trabajan por torsión, agregando un trabajo extra para los amortiguadores que deben compensar su fuerza. Por último, no son buenas para el off-road ya que limitan el recorrido de los ejes, por eso en algunos modelos como los Land Rover, pueden desconectarse automáticamente cuando se pasa a los modos más extremos.

Jorge Blancarte recomienda

Contanos que opinas