Automovilismo

Mitsubishi Ralliart: listo para el Rally Dakar 2009

Realizó ensayo final de cara a la competencia que comienza en Buenos Aires el 3 de enero.

Mitsubishi Ralliart: listo para el Rally Dakar 2009

El equipo oficial Mitsubishi Ralliart completó el "shakedown" final y un variado programa de preparación para el Rally Dakar 2009, que empieza en Buenos Aires el sábado 3 de enero y termina en la capital argentina el domingo 18 del mismo mes.

Armado por la sociedad entre Mitsubishi Motors Corporation, Repsol, Valeo y BF Goodrich, el equipo hizo su ensayo final, en condiciones extremas en Le Creusot, en Francia. Esta fue la culminación de semanas de entrenamiento para la competencia todoterreno más dura del mundo y se hizo frente a los ojos de 180 periodistas de toda Europa.

En cuatro nuevos turbo-diésel Lancer Racing, los pilotos serán Luc Alphad, Stephané Pertehansen, Hiroshi Masuoka y Joan Nani Roma, acompañados de sus respectivos copilotos, Gilles Picard, Pascal Maimon, Jean-Paul Cottret y Lucas Cruz Serna.

Lucas Cruz Senra y Joan Nani Roma

 

En las últimas cuatro semanas, los miembros del equipo se han sometido a fuertes sesiones de ejercicio físico y pruebas cruciales para asegurar que esté todo perfecto al momento de enfrentarse a la competencia, de la que el fabricante japonés espera obtener un nuevo título mundial y así romper su récord histórico de siete triunfos consecutivos.

El entrenamiento físico del equipo consistió de una sesión de cinco días en Douarnenez, en la costa noroeste de Francia, entre el 10 y 14 de noviembre

Lo anterior, fue seguido por una segunda jornada en las montañas de Prémanon entre el 8 y 12 de diciembre, en un entrenamiento tanto físico como mental y enfocado en alistarse para la competencia en enero.

El viernes 19 de diciembre, los autos de carrera de Mitsubishi Motors llegarán en avión a Buenos Aires, pero el equipo -tras pasar las fiestas de fin de año con sus familias-, arribará a la capital trasandina el sábado 27 de diciembre, para las últimas afinaciones y dar comienzo a la carrera ya el 3 de enero.

Gilles Picard y Luc Alphand

 

Declaraciones de los ídolos

Dominique Serieys, director del equipo

"Todo ha funcionado muy bien y tal como fue presupuestado con los entrenamientos físicos y shakedowns. El propósito de todo esto es estar absolutamente preparados para la primera etapa especial en Sudamérica. Tenemos un auto nuevo para el Dakar, pero tenemos la experiencia suficiente para no dejar nada al azar en nuestro entrenamiento.
El equipo pasó una semana entrenando en altura, para ayudarlos a ajustarse rápidamente en caso de que haya que enfrentar cambios en las condiciones del camino. Ellos se van a Argentina una semana antes de que empiece la carrera para evitar cualquier efecto de un viaje largo y para acostumbrarse al clima".

Luc Alphand

"Los dos shakedown fueron fantásticos. Es muy agradable ingresar en un auto donde todo es nuevo y funcionando a la perfección. No hemos tenido ningún problema. En la mañana (del lunes) manejé por unos cinco o seis kilómetros y tengo una muy buena sensación respecto de este auto. Lo primero que notas, es el ruido distinto, pero es muy poderoso, tiene buen torque y se siente sublime conducirlo". 

Jean-Paul Cottret y Stephane Peterhansel

 

Hiroshi Masuoka

"Las sesiones de entrenamiento físico en las montañas y en la costa estuvieron muy bien. Todo salió de acuerdo a lo planeado con las pruebas y el shakedown. Fue perfecto. Tenemos un nuevo lugar para el Dakar, un nuevo mundo, con un nuevo motor y un nuevo auto. Todo esto es muy emocionante. Voy a participar en mi Rally Dakar número 21 y espero ganar por tercera vez".

Stéphane Peterhansen

"Hemos disfrutado de dos sesiones de entrenamiento muy distintas la una de la otra. La primera fue muy agradable, donde pudimos usar bicicletas en las mañanas y luego navegando en las tardes. Fue muy entretenido. Luego fuimos a las montañas de Jura, cerca de Génova, e hicimos esquí todoterreno. La cuesta si bien no era tan alta -quizás unos 1.000 metros-, estuvimos en cámaras especiales con poco oxígeno, que fue similar a esquiar a unos 2.500 metros el altura".

Pascal Maimon y Hiroshi Masuoka

 

Joan Nani Roma

"Estoy muy satisfecho con el entrenamiento físico que hemos tenido. En Prémanon pudimos esquiar todos los días y tratar de ajustarnos a las condiciones en altura. Simulamos estar a 2.500 metros sobre el nivel del mar y sentir cómo va a ser en Sudamérica. 

Hicimos mucha actividad física y estiramientos durante este último mes. Yo también he estado trabajando de forma individual con un personal trainer. Me siento en espléndidas condiciones y espero, próximamente, pasar un par de días a 2.500 metros de altura en Sierra Nevada, al sur de España, para prepararme más aún para la carrera".